¿Qué es un gusano informático y qué tipos existen? Cómo evitarlos y eliminarlos

Pese a que el uso del internet actualmente es mucho más seguro que hace 10 años, siguen existiendo páginas cuyas amenazas están allí latentes, a la espera que hagas un movimiento en falso para instalar un virus en tu ordenador.

Si tienes un buen antivirus, antimalware y demás, puedes despreocuparte un poco por un virus, pero quienes no lo tienen, deberían conocer más sobre estos programas, específicamente de los gusanos informáticos.

El primer paso es entender que, en el mundo de la informática, existen diferentes tipos de programas maliciosos. Por ello, deberías conocer un poco más sobre los virus troyanos y cómo funcionan. Del resto, en el artículo de hoy te vamos a dar más detalles sobre los virus gusanos informáticos, algunos tipos que existen y la manera en qué puedes evitar un contagio en tu ordenador.

Índice

    ¿Qué son los gusanos informáticos y cuál es su nivel de peligrosidad?

    Los gusanos informáticos no son más que uno de tantos tipos de malware que existen. Como tal, no es un virus en sí como el troyano o los keyloggers, pero si se le clasifica como un subtipo de programa malicioso. Aunque estos programas no sea considerados como tal, siempre hay que estar pendiendo de las Alertas de virus gusano Win32/Conficker que pueda aparecer en tu ordenador.

    que son los gusanos informaticos

    Este programa se diferencia de muchos virus, gracias a que se pueden alojar prácticamente en cualquier archivo que se encuentre almacenado en tu ordenador. Asimismo, los gusanos informáticos están en la capacidad de multiplicarse por sí mismo, por lo que podemos decir con toda seguridad, que los gusanos no tienen la finalidad de dañar ficheros o infectar archivos en específico.

    Su misión principal es la de infectar la mayor cantidad de equipos y dispositivos que pueda. Y esto lo logra fácilmente mediante el uso de redes sociales y plataformas en donde el tráfico de usuarios es alto. Pueden estar ocultos en los correos electrónicos e incluso en mensajes que dos o más usuarios puedan intercambiar al momento de enviarse archivos.

    ¿Cuáles son los tipos de gusanos informáticos que existen?

    1.Email-Worm

    Es un tipo de gusano el cual se popularizó y se extendió gracias a los correos electrónicos. La idea base tras los gusanos de este tipo, es que el programa hace una copia de sí mismo y al momento que el usuario adjunta algún archivo, el gusano que cuela en él.

    Este tiene la particularidad de instalarse y ejecutarse por cuenta propia. Cabe destacar que sería ideal que aprendieras un poco más sobre los virus informáticos, qué tipos existen y cómo se clasifican.

    2.IM-Worm

    A diferencia de los anteriores, son programas maliciosos que aprovechan aplicaciones y plataformas con mensajería instantánea para propagarse. Los medios más comunes son AOL Instant Messenger, Skype y otras plataformas.

    La forma en cómo se logra propagar es debido a que se hace uso de direcciones URL que son enviadas a los contactos de la persona con el ordenador infectado. Luego que estos hacen clic en el link, automáticamente pasan a estar infectados.

    Pensarás que es un método simple. Y aunque tienes razón, es allí donde radica lo peligroso de este tipo de gusano informático. Al momento que un contacto personal o conocido te envía un link, la confianza que existe es tal que no dudarás al momento de abrirlo. Lo bueno es que son fáciles de detectar y se puede evitar con mucha facilidad el contagio.

    3.Net-Worm

    Se podría decir que estos son los tipos de gusanos informáticos más común que existen. De hecho, es muy fácil saber si un virus malware te está robando información debido a las debilidades que tiene este virus.

    tipos de gusanos que existen

    La forma en la que estos gusanos se propagan es mediante redes de ordenadores ya existentes. La desventaja de tener un virus en una red informática, es que el virus se propagará de manera indefinida.

    ¿Qué hacer para evitar un contagio de gusanos informáticos?

    1. No abrir enlaces extraños así sea de conocidos.
    2. No visitar páginas de dudosa reputación y no proporcionar permisos que te soliciten.
    3. Tener un buen antimalware instalado en el ordenador.
    4. No hacer descargar de sitios no oficiales.
    5. Mantén tu equipo actualizado.
    6.  Instalar un firewall.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Este sitio web utiliza cookies para garantizar que obtenga la mejor experiencia en nuestro sitio web. Leer Más